Cuentan que había una niña que nunca aprendía de sus errores, es más, volvía a cometerlos una y otra vez. No podía comprender que los besos no son contratos, ni que las promesas no siempre se cumplen.

11 comentarios:

poetadebotella dijo...

somos humanos, y buscamos la piedra con la que jodernos el pie, y si es varias veces...mejor!

Jessica dijo...

supongo que hay mas de uno y mas de una asi.. pero tiene razon poetadebotella!
Un beso

Zay dijo...

Creo que había más de una niña porque yo soy igual que esa que describes.
Besos.

Pilar Landete dijo...

Increíble texto!
A veces cuesta tanto entender las cosas...

Itziar Menor dijo...

Que los besos no son contratos y que los regalos no son promesas... ^^

Rebel dijo...

Já me hizo acordar a mi, por el tema de los errores y de que las promesas no siempre se cumplen.Un beso enorme.

Cris dijo...

supongo que en algún momento de la vida, todas somos esa niña... hasta que ¿crecemos?
saludos

Gina. dijo...

El comentario de arriba tiene toda la razón, todas (y todos) hemos sido esa niña en algún momento. Simplemente, algunos tienen la suerte de madurar y otros no.
Tienes un blog encantador guapi, te sigo desde ya :) muaks!

Roochi BlabLà # dijo...

Muy lindo tu blog, te sigo. Me seguis? :)

Roochi BlabLà # dijo...

Muy lindo tu blog, te sigo. Me seguis? :)

Roochi BlabLà # dijo...

Muy lindo tu blog, te sigo. Me seguis? :)

Seguidores ♡

Gentecilla (:

Sobre mí

Mi foto
No se me da bien describirme, francamente no sabría definirme en diez palabras, ni en cuarenta. La gente tiene opiniones distintas sobre mí, dicen que soy simpática, amable, cariñosa pero también dicen que soy borde y cansina. Tan sólo tengo quince años y me considero bastante madura, no tengo los mismos gustos que cualquier otra chica de mi edad, me gusta ser diferente y tener mi propio estilo, tener las ideas claras sobre lo que quiero ser y no dejarme influenciar. Me encanta escribir, leer, salir... Tengo costumbres muy malas, como encapricharme demasiado con algunas personas, darlo todo sin recibir nada a cambio, estar mal y esperar y esperar y esperar y esperar un hombro para llorar, encontrar el verdadero significado de la amistad en personas que están muy lejos, enamorarme y darle a aquella persona todo lo mejor de mí y perdonarlo todo. Si hay algo que no perdonaría nunca sería una infidelidad, no creo que se pueda caer más bajo. Para mí la amistad es tan importante como el amor, mi pareja debe de ser mi mejor amigo y tener la suficiente confianza como para contárselo todo.Aunque bueno, luego me acabo enamorando del menos indicado.

Visitantes recientes.